DiploMagic.com

Tuesday
Jan 23rd
Text size
  • Increase font size
  • Default font size
  • Decrease font size

Tres clásicos (Sidecar, Gibson y Negroni)

Correo electrónico Imprimir

Cocteles clásicos, "de toda la vida" y todos con historias interesantes...
El Sidecar, el Gibson y el Negroni...

 

 

Muy sencillos de preparar, estos cócteles no combinan muchos ingredientes, sin embargo, y a pesar de su simplicidad, muchos de ellos ya tienen su lugar en la historia...


Sidecar

No se sabe con exactitud quién fue el creador de este cóctel, pero sí se sabe que fué creado en Paris durante la Primera Guerra Mundial. 
La historia cuenta que un capitán que frecuentaba un determinado bar de Paris al que era llevado en el sidecar de una motocicleta, llegó un día pidiendo que se le sirviera una copa de Coñac para combatir un resfriado.  Para "aligerarla" y agregarle algo que pudiera hacerle sentir mejor, se le agregó zumo de limón y Cointreau... Y así nació el Sidecar, cuyo éxito fue tan grande que en muy poco tiempo cruzó el océano llegando a ponerse de moda en los Estados Unidos antes de la prohibición del alcohol.

Receta del Sidecar

Ingredientes:

2 onzas de Coñac o Brandy
1/2 onza de Cointreau o Triple Sec
1 onza de zumo de limón

Preparación:

Colocar hielo en la coctelera hasta la mitad.
Agregar todos los ingredientes.
Mezclar, revolviendo con cuchara de cóctel

Servir en copas previamente enfriadas, colando para que el hielo no pase a la copa

 

 


Gibson

Existen varias teorías de cómo fue creado el Gibson.  Este cóctel es un simple Martini, al que en lugar de decorarlo con la clásica aceituna, se le decora con cebollitas de cóctel (cebollitas dulces).
Una de las teorías sobre su origen es que fue creado a principios del siglo XX en el Player's Club de New York cuando el famoso dibujante Charles Dana Gibson pidió que se le sirviera un Martini "diferente".

Pero también existe otra leyenda a propósito del Gibson... Durante los años veinte, cuando en los Estados Unidos regía la "ley seca", el embajador de este país ante el reino de Gran Bretaña, a pesar de no estar en suelo americano, solía respetar la prohibición de beber alcohol.  En las recepciones en las que él participaba, al servir el aperitivo, (el Martini, muy de moda en ese entonces) se preparaba una copa igual a las demás pero que contenía solamente agua.  Para que los demás invitados no se confundieran, a la copa del embajador Gibson se le colocaba una cebollita, en lugar de la clásica aceituna.  Cuando uno de los invitados preguntó al asistente del embajador qué era lo que éste bebía, la respuesta que recibió fue:  "Un Gibson"...

Receta del Gibson

El Gibson se prepara de la misma manera que el Martini clásico, pero, en lugar de una aceituna, se decora con una pequeña cebolla.

  • 3 medidas de ginebra
  • 1/2 medida de vermut seco
  • 1 o 2 cebollitas de cóctel

Llenar la coctelera de hielo.

Agregar la ginebra fría

Agregar el vermut frío

Mezclar, revolviendo con cuchara de cóctel

 

Servir en copas previamente enfriadas, colando para que el hielo no pase a la copa

Decorar con dos cebollitas de cóctel

 


Negroni

Camillo Negroni era un conocido aristócrata florentino.  A principios de los años veinte, Negroni solía visitar diariamente el bar Casoni, donde el barman, Luigi Scarselli le preparaba el Americano, cóctel muy de moda en ese momento.  Quizás aburrido del típico Americano, un día Negroni pidió a Scarselli que el cóctel le fuera preparado un poco más "fuerte".  El Americano consistía en partes iguales de Campari y vermut, a lo que el barman le agregó una parte de ginebra.  Así nació el Negroni, que adquirió fama y se hizo popular en todo el mundo.

Receta del Negroni

1 onza de ginebra (gin)
1 onza de Campari
1 onza de vermut dulce

Preparación:

Colocar hielo en la coctelera hasta la mitad.
Agregar todos los ingredientes.
Mezclar, revolviendo con cuchara de cóctel

Colocar unos cubos de hielo en un vaso. 
Verter el cóctel sobre el hielo, colando para que el hielo de la coctelera no pase a la copa.
Decorar con un trozo de cáscara de limón

 



Miles de recetas, miles de combinaciones, pero si de entre todos los cócteles tuviéramos que coronar a uno, éste sería definitivamente el Martini...

¿Cómo preparar el Martini perfecto?  Oprime aquí

 

 

Add your comment

Your name:
Your email:
Comment:


Imágenes: Cocteles y refrescos