DiploMagic.com

Tuesday
Jan 23rd
Text size
  • Increase font size
  • Default font size
  • Decrease font size

Bocado de pan, rajilla de queso....

Correo electrónico Imprimir

...como aperitivo...como broche de oro de una comida...y hasta como único plato, los quesos, si fueron bien seleccionados, podrán ser el lucimiento de tu próxima recepción.  Pero... ¿cómo elegirlos? ¿qué quesos servir? ¿con qué bebidas?

 

 

 

Tradicionalmente, en algunos países, los quesos se sirven después de la comida, antes del postre. En ese caso, se acostumbra ofrecer, sobre una tabla de quesos, una pequeña selección de 3 a 5 variedades diferentes para que cada comensal se sirva un trozo de alguno en particular, o de cada uno de los quesos.


Si eliges servir 3 variedades, deberás pensar en ofrecer:

  • un queso de pasta dura, por ejemplo, emmental, gruyère, gouda, fribourg, sbrinz, tête de moine, edam, jarlsberg, cheddar, lancashire, roncal...
  • un queso de pasta blanda, por ejemplo, brie, camembert, coulommiers...
  • un queso "azul", por ejemplo roquefort, blue stilton, castello bianco, gorgonzola, maytag...

Si quieres ofrecer más variedad, podrás agregar a esta selección, dos tipos más de quesos, que pueden ser:

  • un queso de cabra, por ejemplo, bûcheron, crottin de Chavignol, rocamadour, valençay, cabrales...
  • un queso blando de corteza lavada, por ejemplo, pont-l'évêque, munster, langres....

Acompañando los quesos, se ofrece una variedad de panes que puede incluir panes artesanales, pan con nueces o pasas, panes integrales, o panes con condimentos (por ejemplo, el pan de comino combina muy bien con quesos del tipo del munster). También se pueden ofrecer, junto con los quesos, frutas secas, o frescas, como pueden ser uvas, manzanas o peras.

 


 Si tienes pocos invitados a comer, una pequeña selección de quesos como la anterior, también podrá ser presentada como único aperitivo, acompañada por galletitas tipo "crackers", tostaditas, o trocitos pequeños de pan.


 

Los quesos, por su gran riqueza calórica, también se prestan para ofrecerlos cómo único plato, y como "tema" central de tu recepción. Una "mesa de quesos" o "degustación de quesos" puede resultar una idea atractiva y diferente, que te simplifique la preparación de una recepción con muchos invitados.


...y de la bota un beso

 

Si has pensado ofrecer una gran variedad de quesos, lo más sencillo será ofrecer un buen vino tinto y un vino blanco seco, para que los invitados puedan elegir. En reglas generales, el vino tinto acompaña bien todos los queso, aunque los quesos de cabra, así como los quesos más "frescos" se disfrutan más con vino blanco seco, y los quesos azules con vinos dulces.

De todas formas, cada queso tiene su "pareja perfecta", por lo que intentaremos describirte las mejores combinaciones con algunos de los quesos más conocidos.

 

Leche de:

QUESO

VINO

Brie Cavernet Sauvignon, Médoc (tintos)
Bûcheron Chardonnay, Sauvignon blanco (blancos)
Crottins de Chavignol Sancerre, Saumur (blancos secos)
Camembert St. Emilion, Cabernet (tintos)
Coulommiers Bordeaux, Côte du Rhône (tintos)
Edam Riesling (blanco), Pinot noir (tinto)
Emmental Beaujolais, Côte du Rhône (tintos)
Gruyère Chardonnay, Sauvignon blanc (blancos)
Gorgonzola Sauterne, Oporto (vinos dulces); Bordeaux (tinto)
Gouda Riesling (blancos)
Jarlsberg Beaujolais (tinto), Tokay o Pinot Griggio (blanco)
Munster Beaujolais (tinto), Tokay o Pinot Griggio (blanco)
Manchego Rioja (tinto)
Pont-l'évêque Cidra, Bergerac (blancos dulces)
Roquefort Sauterne, Oporto (vinos dulces); Bordeaux (tinto)
Stilton Sauterne, Oporto (vinos dulces); Bordeaux (tinto)
Vacherin Beaujolais (tinto)
Valençay Sancerre, Saumur (blancos secos)

 

Para aquellos que no toman bebidas alcohólicas, los quesos pueden combinarse con jugos de frutas, té helado, o agua mineral.

Los quesos azules, como el roquefort, stilton, castello bianco, gorgonzola, o maytag, combinan muy bien con los jugos de frutas en general.

Los quesos de pasta blanda y corteza aterciopelada, como el camembert, brie, o el coulommiers, encuentran su mejor "pareja" en el jugo de manzana.

Los quesos de pasta dura y sabor "picante" como el gruyère, o el emmental, combinan muy bien con jugos de frambuesa, mora o arándano, así como con jugo de tomate.

 


 

Para servir los quesos:

Los quesos se sirven en fuentes de mármol, vidrio o cerámica. Es preferible no utilizar tablas de madera, ya que la madera absorbe los olores y podría modificar el perfume de los quesos.

Para servir, se colocarán sobre cada fuente, por lo menos dos cuchillos de queso. Los cuchillos de queso terminan en dos puntas dobladas hacia arriba con las que se pincha el queso al servirlo.

Si has comprado las hormas de queso enteras, deberás "abrir" cada horma para que los invitados puedan apreciar la textura y el color del queso.
Los quesos blandos se "abren" cortando una porción triangular. A los quesos duros, si son circulares, se les quita un triángulo equivalente a un cuarto del queso, y ese triángulo se corta en cubos, bastones o rodajas. Si el queso es cuadrado o rectangular, se corta un tercio del queso en rodajas o cubos.
Los quesos pequeños se cortan en dos partes.

 

 



¿Cómo elegirlos? ¿Cómo saber cuándo están maduros? ¿Cómo conservarlos? Oprime aquí

 

 

Add your comment

Your name:
Your email:
Comment:


Imágenes: Quesos