DiploMagic.com

Monday
Nov 20th
Text size
  • Increase font size
  • Default font size
  • Decrease font size

Manchas en los manteles 1

Correo electrónico Imprimir

Una de nuestras peores pesadillas... ¡las manchas en manteles y servilletas!
Son inevitables, pero en la mayoría de los casos, tienen solución.

Manchas de vino tinto, vino blanco, zumos de frutas, cosméticos y lápiz labial...

 

¿Cuántos manteles te han quedado estropeados a causa de las manchas?

¡Cómo quisieras haber conocido algún truco para quitarlas!

Las manchas “viejas” son muy difíciles de eliminar

Las manchas deben tratar de quitarse lo antes posible, siendo lo ideal tratarlas antes que se sequen...

Esto no siempre es posible, normalmente no las descubres hasta el momento de retirar el mantel o las servilletas de la mesa.  Y si a un invitado se le vuelca una copa de vino tinto sobre tu mantel, deberás poner expresión de “nada ha sucedido” y esperar a que todos se vayan para poder llorar sobre el vino derramado...

Pero ¡no desesperes!  Te daremos algunos trucos para que tus manteles estén siempre en perfectas condiciones.

 


Vino tinto:

¡Una de las más temidas!

Mientras aún está mojada, vuelca encima de la mancha un chorro de vino blanco. 

Seca con papel absorbente.  Enjuaga con agua tibia. 

Si la mancha no desapareció totalmente, ponle encima un poco de glicerina, “masajeando” la mancha y deja descansar durante media hora. 

Enjuaga con agua tibia. 

Si aún así la mancha se resiste, lava con una solución de amoníaco preparada con dos cucharadas de amoníaco por cada taza de agua (si el mantel no es blanco, prueba primero en alguna parte que no sea visible, ya que la solución de amoníaco, si no está bien preparada, puede decolorar el tejido). 

Enjuaga bien. 

Lava el mantel con el detergente que acostumbres y seca al aire libre.

No olvides que el amoníaco no se puede aplicar sobre tejidos que contengan triacetato, verifica la etiqueta del mantel antes de utilizar amoníaco.

 


Vino blanco, champagne, alcoholes sin color: 

¿Quién ha dicho que no manchan?  A simple vista la mancha puede no aparecer, pero una vez que el mantel se lava con agua caliente, se seca y se plancha... ¿qué son estas manchas amarillas?  Son manchas de alcohol que se hacen visibles con el calor.  Por eso cuando un mantel se mancha con cualquier tipo de alcohol, se deberá lavar inmediatamente con agua tibia

Ante la duda, aunque la mancha no sea visible antes de lavar el mantel, se aconseja pasar sobre el lugar donde el vino se haya derramado un poco de glicerina, dejar durante media hora, y lavar con agua tibia y detergente y no secar en secadora

Si una vez seco, se distingue alguna mancha, convendrá aplicar sobre la misma una mezcla de alcohol y amoníaco en partes iguales (si el mantel no es blanco, convendrá que primero pruebes esta mezcla en una parte no visible y que la diluyas con dos partes de agua)

Enjuagar y lavar con una solución de amoníaco (ver manchas de vino tinto).

No olvides que el amoníaco no se puede aplicar sobre tejidos que contengan triacetato, verifica la etiqueta del mantel antes de utilizar amoníaco.

 


Zumos de frutas:

Mientras la mancha todavía está húmeda, es fácil sacarla con agua fría. Una vez enjuagada se le aplica un poco de detergente de ropa líquido, se deja media hora y se lava como acostumbrado.

Para manchas ya secas, se deberá humedecer la mancha con agua fría, y luego se aplicará glicerina y se dejará descansar durante una o dos horas.  Pasado este tiempo se le echarán unas gotas de vinagre blanco y se enjuagará bien.  

Para manchas más resistentes, se mezclará una parte de alcohol con una parte de amoníaco y se aplicará sobre las manchas.  Si el mantel no es blanco, a esta mezcla se le agregará dos partes de agua (no olvides probar antes en una parte no visible).  Se enjuagará bien y se lavará como acostumbrado.

No olvides que el amoníaco no se puede aplicar sobre tejidos que contengan triacetato, verifica la etiqueta del mantel antes de utilizar amoníaco.

 


Lápiz labial y cosméticos:

Las únicas recepciones en las cuales nunca encontrarás una servilleta con marcas de lápiz labial ¡son a las que asisten hombres solos!

La mayoría de las manchas de lápiz labial y cosméticos salen fácilmente aplicando sobre la mancha un poco de detergente líquido, dejando reposar media hora y luego lavando como acostumbrado.

Si la mancha se resiste, te aconsejamos remojar la servilleta en leche durante una hora y luego lavar como siempre. 

Otro truco muy utilizado y que da muy buenos resultados es lavarla con champú para cabellos grasos.

Si el lápiz labial se resiste a estos productos, como último recurso utiliza la mezcla de alcohol y amoníaco en partes iguales (si el mantel no es blanco, no olvides probar antes en una parte no visible, si ves que el tejido pierde color, diluye esta mezcla en dos partes de agua).


No olvides que el amoníaco no se puede aplicar sobre tejidos que contengan triacetato, verifica la etiqueta del mantel antes de utilizar amoníaco.

 


 

¿Manchas de café, té, zumo o salsa de tomate, chocolate, cera de velas?  Oprime aquí y encontrarás los trucos para eliminarlas.


Heredados de la abuela o comprados en anticuario, los manteles antiguos tienen mucho encanto pero, generalmente, cuando llegan a nuestras manos están amarillos...

Veamos algunos trucos para blanquearlos.  Oprime aquí.

 

 

 
Comments (1)
1 Viernes 17 de Abril de 2015 14:00
carolina
y me gustaria saber que puede eliminar las manchas de aceto balsamico y aceite de oliva. Gracias

Add your comment

Your name:
Your email:
Comment: